martes, 2 de marzo de 2010

EMPIEZA MARZO CON SORTEOS y MEMES!!

Bueno, pues como atrás quedó febrerillo el loco y sus sorteos, empecemos con los de Marzo... Mónica nos va a dejar unos morritos de infarto con su último sorteo, de labiales avon... Aquí os dejo el link y las fotos, para ir haciendo cuerpo:
http://www.secretodebelleza.com/2010/03/nuevo-sorteo-mes-de-marzo-2010.html

  

En su entrada podéis encontrar hasta los chuaches!

Además, como decía en el título, tenemos nuevo meme circulando por la beauty-blogosfera... Se llama "Do you remember?"... y consiste en evocar el aroma que mejor recuerdas de tu niñez. Vamos al lío!


...Bueno, antes que nada decir que yo para qué voy a ser sencilla, es que me vienen varios y no puedo decir que ninguno predomine sobre otro, así que los cuento sin mucho rollo:

1.- La colonia de limón de Álvarez Gómez, típica de abuelitas. Y precisamente es ella, mi abuelita materna (una gallega de toma y daca con 94 tacos ya), quien la usa. Me lleva a recordar mis primeras incursiones al baño a cotillear potenguilmente, probar los sabores de todos los close-up que tenía allí mi abuelo (arcadas incluidas con el de menta fuerte), probarme las pinturas de mi madre (¡¡mis primeros looks ya eran una auténtica aberración coloril!!)...
                                                                 
2.- El gel negro de la Toja: esto me trae doble recuerdo, primero a mi padre, que era su favorito para la ducha y también a un viaje que hice a Tenerife con 16 y las hormonas en ebullición, todas las muestras del hotel eran de este gel y me recuerda a la sensación de estar fuera de casa, expectante, sentirte "libre"...


3.- La Vainilla -¿os he dicho que me gusta?. Apenas hablaba y le decía a mi madre que olía a vainilla. Yo era más madrera que la Pantoja, y cuando mi madre estaba currando a menudo me iba a oler su bata, si la echaba de menos (¡qué tierna!). Yo creo que alguna asociación psicoanalítica raruna se me ha quedao y por eso sigue gustándome la esencia de este olor.

                                                                   
4.- ¡¡Y lo siento, pero este es chungo!! ¡¡El filvit!! Mi madre me lo chorreaba por la cabeza todos los septiembres a pesar de que nunca he tenido piojos. No podía faltar en nuestro baño a principio de curso, por lo que me recuerda a las gomas nuevas, el fin del verano... y lo mal que olía, qué puñetas, que ya se lo podían haber currao un poco más con los excipientes, jajaja.



¡¡Un beso!!