sábado, 6 de marzo de 2010

NI SOY PERFECTA, NI LO QUIERO SER...

¿Os hace un MEME?

Llevo algunos días dandole vueltas a un post sobre las cosas absurdas que hace una a veces cuando quiere cuidarse y justamente se descuida...
... me refiero a aquella vez que probaste la crema de tu vecina y lo que conseguiste fue multiplicar tus granos, o, como le pasó a una buena amiga, que se hizo la cera caliente en el bigote el día antes de la boda de su hermana y tuvo que ir al acontecimiento con un mostacho rojo, en vez de negrillo...
A veces, cuando leo recomendaciones de belleza, pienso para misadentros, "Dios mío!, ¿habrá alguien capaz de seguir todo esto a rajatabla?" ...por ahí lo de perfecta, porque a mí me da que, por lo menos yo, si me privo de los dulces por el acné, me desmaquillo durante 15' todas las noches, me hago la cera cada 20 días, no gesticulo por las arrugas, como bayas de goji por los antioxidantes... ¡¡lo que acabo es neurótica!!

Ay, omá que susto!

Por eso, y para que nos echemos unas risas entre todas, os propongo este meme... (y doy ejemplo haciéndolo, of course)...

"NI SOY PERFECTA NI LO QUIERO SER..."

1.- ¿Qué pasó aquella vez que probaste un producto para estar más mona y conseguiste lo contrario?
Bueno, esto me hace recordar mis principios de pinturera, que como no tenía lápices negros en condiciones, se me ocurrió ponerme un eyeliner líquido en la waterline, y aparte de llorar más que una magdalena, conseguí parecer un auténtico mapache...

2.- ¿Qué aberraciones depilatorias te has infligido?
Yo... bastantes, aunque hace años que claudiqué. Al principio, la famosa epilady, que tenía que hacérmela 72 horas antes de enseñar piernas porque me las ponía elefánticas de la hinchazón que me provocaba. Otra vez dejé que mi prima, en prácticas del módulo de estética, me depilase a la cera caliente...tuve que pedirle que me dejase levantarme para ir al baño... imaginaos que casi me meo de dolor (os lo juro y después de dos partos no he sentido nada igual).

3.- El día que te tocaste ese pequeño punto negro y...
... lo convertí no en un tomate, sino en un auténtico cráter: podéis verlo en los vídeos cuando llevo maquillaje ligero. Después me comentó un médico (porque en su apogeo parecía una quemadura de cigarro de la que me lié) que lo que me había tocado era un pequeño quiste sebáceo y que eso se hace con cirugía menor, no con los deditos...

4.- Atrocidades dietéticas...
Uf!! Pues muchas y variadas, entre otras cosas porque pierdo peso con facilidad. Aunque creo que lo más gordo, gordo, ha sido pimplarme en los carnavales tantas botellas de moscatel que acabé vomitando NEGRO (lo siento por las delicadillas, pero es para que os hagáis una idea...).

5.- Y de outfits, ¿qué te cuentas?
Jajaja, me acabo de acordar de aquella vez que entré con mi hermana en un MARYPAZ y me probé unas botas sin cremallera (ella las llama "de bombero") con unos calcetines de lana gorda que llevaba ese día. Mi hermana tiraba y tiraba y aquello no saía, ¡¡casi me las tengo que llevar puestas!! y yo con el ataque de risa por el ridículo, no podía ni sujetarme a la banqueta....

6.- ¿De tintes qué?
Bueno, pues llevo años sin teñirme, aunque ahora que empiezo a tener canas me pondré en serio... pero de adolescente como era oscurilla me molaba en "negro azulado". Un día compré uno que me puso el pelo (lo llevaba casi por la cintura) VIOLETA. ¡¡Al sol parecía una muñeca manga!!

ACTUALIZACIÓN:
7. ¿Te pusiste en manos de profesionales y...? (by Bettie)
Y me hicieron un pelao que me quedaba como el culo... como la Beckam en las Spice, corto por detrás y largo por delante. Yo tengo la cara chupaílla y parecía una enganchá!! Al día siguiente me fui a otra peluquería, a quitarme las "melenas".
 
8.- Atrocidades a tu propio cuerpo...? (by Rosalisha)
Pues con diecialgo me hice yo solita un piercing en el ombigo con una aguja de coser. A la semana estaba más negro que el futuro de la Esteban y me lo tuve que quitar. De recuerdo, otra bonita cicatriz...
...Bueno,así a lo pronto no se me ocurren más preguntas pero podéis añadir todas las que queráis que yo me apunto a contar beauty-marrones.
¿Os hace?
¡¡Un beso!!