miércoles, 31 de agosto de 2011

"El catavenenos", de Peter Elbling: una obra amena, curiosa y divertida.

...porque la verdad, todas conocemos esa figura del medievo, cuando los aterrorizados reyes, condes o duque vivían con miedo a morir envenenados, traicionados por cualquiera que tuviese acceso a las cocinas. ¿Nunca os habéis preguntado qué se siente no solo al ser centro de este temor, sino al ser protagonista del mismo por trabajar de catador de la corte?
La verdad es que a mi es una figura que siempre me ha dado curiosidad, pero nunca había encontrado un libro que no fuese tipo ensayo sobre el tema....
...hasta que dí con esta novela, donde el catador es el protagonista.

Pero vamos primero a conocer a su autor.

Peter Elbling es un inglés muy polifacético. Es escritor, actor, director de cine y teatro y, probablemente, su pasión por los libros antiguos y los manuscritos han sido muy significativas en la redacción de la obra que hoy nos ocupa.

Respecto al argumento de la obra, se centra en la vida de Ugo di Forte, un desgraciado campesino que queda huérfano de madre en plena niñez y se queda sometido bajo el yudgo de su padre y su hermano mayor, quienes lo tratan con auténtico despotismo. Ante esta situación, Ugo decide huir para buscar su propia vida. Se establece y enamora a un tiempo, pero la desgracia le persigue. Cuando su mujer va a dar a luz a su primera y única hija, fallece en el parto.

Ugo queda en soledad, trabajando los campos, cuidando del ganado y criando a su vida, su auténtico motivo para luchar. Pero un buen día, el Duque de Corsoli irrumpe en sus tierras y lo obliga a trabajar para él de catvenenos. Es ahora cuando empieza la verdadera historia de Ugo, con intrigas, engaños y mucha pericia por su parte. 

Hay que destacar la maña y la psicología del propio Ugo, que lo convierten en un exponente propio de la picaresca (como la española de los siglos de Oro) pero también a otros personajes, como el propio Duque de Corsoli, a veces inteligente y a veces completamente imbécil, cegado por su poder y otros personajes que rodean la vida de éste en la corte, todos muy bien retratados.

Por otro lado, no quiero terminar sin destacar otros elementos de la lectura que me han resultado muy positivos además del personaje y argumento: Elbling sabe retratar los sentimientos y emociones de los personajes con sensibilidad y rudeza a un tiempo, y todo el libro tiene un enfoque de tragicomedia que te hace reír u horrorizarte de una página a otra. Parece que, verdaderamente, estés leyendo a Ugo cuando maldice, se asusta o se regocija.

Finalmente, me resulta curioso el enfoque que el autor le da al libro, que le da una patina de realismo muy simpática. Dice haberse basado en un manuscrito auténtico que encontró para desarrollar la obra. Este elemento vuelve a recordarme una vez más a nuestra propia novela de los siglos XVI y XVII.

Muy recomendable, se lee rápida a pesar de todo lo citado.
¿Se animan a vivir las peripecias de un catavenenos?
¡¡Besos!!

Me gusta