viernes, 13 de septiembre de 2013

Tendencias otoño/invierno 2014

Como suele ser habitual en el blog, aprovecho el cambio de temporada para que demos un repasito a las principales tendencias en maquillaje para este otoño/invierno. Ya saben que hay años que los estilos se renuevan y aparecen nuevas tendencias (algunas dignas de olvidar lo antes posible, otras que nos encantan y las acabamos llevando muchísimo). 
En líneas generales, este año no veo mucha novedad, pero sí algunos matices interesantes con respecto del año pasado ¿Se quedan a verlo?

1. El maquillaje...
...o lo que es lo mismo si lo pasamos a español, "labios manchados". A mi me recuerda al efecto "mordido" que ya se llevó unos años...y lo veo dificilito. Llámenme clásica, pero donde esté una boca bien perfilada, a mi estos rollos de borrar contornos me da que favorecen poco.
Otra cosa es degradar tonos, que sí lo veo más factible y puede quedar más bonito, pero siempre definiendo bien el labio.

¡Esta propuesta sí que me gusta! Los ocres, cobres y naranjas son cálidos y pueden darnos mucho juego en maquillajes de noche. Combinan genial con un vestido negro y favorecen muchísimo a ojos azules, verde, miel y avellana. ¡Eso sí! Recuerden que para evitar que nos haga cara de cansadas, es preferible alejarlos del lagrimal y delinear bien el ojo.
Muy pronto veremos mi colección de sombras ocres, cobres y naranja junto con una propuesta de look en este sentido.
 
Y, aunque vea los "stained lips" difíciles, sin embargo esta propuesta me gusta más. Es un "paso más" a los tonos oscuros que se llevaron el año pasado y va en la línea de jugar de nuevo con los degradados: perfilados oscurísimos trabajados con rouge dan lugar a un tono burdeos oscurísimo, con aires punk. Hay que tener cuidado de integrar bien perfilador y labial, no sea que acabemos como aquel "cuánto daño" de los 90 (¿recuerdan esos perfilados marrón chocolate con labios claros? ARG!). Además, si se fijan en las fotos, el resto del maquillaje es muy sobrio: ojos nude con mucha máscara y casi ni siquiera se aprecia rubor.

Otra tendencia que me encanta: las chicas de ojos verdes, miel y castaños estamos de suerte este año, porque el morado suele sentar muy bien en estos colores de ojo. Muy ascendido sobre la cuenca, tomando todo el protagonismo y combinado con labios nude, a mi me parece perfecto también para un look de noche.
Igual que con los ahumados cobrizos, en unos días os enseñaré mis sombras moradas y púrpura junto a una propuesta de maquillaje en esta línea.
...otra por la que no paso. Yo, maquillarme para acabar con peor aspecto que a cara lavada...como que no. Igual a chicas con un estilo muy definido les sienta bien, pero servidora no termina de verse con esas ojerazas y esa sombra negra hasta la misma ceja.

2. El pelo...
Para hablarles del pelo he resumido en un collage algunas de las tendencias. En concreto, destaco tres que me gustan muchísimo y otras tres que no me convencen. Dentro de las que me gustan están los peinados de raya ladeada y ondas grandes estilo "años 40", sofisticadamente femeninos y siempre elegantes. Los flequillos me gustan mucho también, sean largos como el de la foto o a ras de ceja, que destacan mucho la mirada. Y finalmente, el "nuevo bob" que no es otra cosa que una media melenita - de toda la vida - más desfilada en las puntas: práctica y favorecedora para cualquier edad y tipo de rostro, ¿no creen?
Dentro de los estilos que me convencen menos está el efecto mojado: a mí que me lo expliquen. ¿Esto no es para verano? Salir con el pelo húmedo a la calle en pleno invierno me parece una locura...y en caso de que ese efecto mojado esté logrado solo a base de productos, debe ensuciar el pelo una cosa mala. Hablando de pelo descuidado, el pelo frito se lo dejo mejor a aquella jovencísima y sensual Daryl Hannah de "1,2,3...splash!": es la única persona a la que veo ideal con ese peinado jajaja! Y finalmente, el cabello "estirado" no es que me parezca ni bien ni mal, es que no lo veo favorecedor salvo que tengas unos rasgos delicadísimos (yo estoy pa'matarme, vamos!).
3. Y las uñas...
Si nos centramos en colorido (arriba) vienen pisando fuerte tonos muy semejantes a los que ya se llevaron el año pasado: Como clásicos, tenemos el rojo y el nude que combina con todo; y como colores de más tendencia, los metalizados en todas sus gamas y el "teal" que aquí llamamos "azul petróleo". Con respecto a las texturas y estampados, hay para todos los gustos: desde el "animal print" reinventado" con nuevos animalitos a quien emular (la de la primera foto se llama "tortoise", imaginen) hasta las recargadísimas uñas barrocas que vemos abajo. Servidora se quedará en término medio, que siempre es más seguro jajaja!

Y como personalmente no soy ninguna experta en moda, es de justicia que les deje algunos de los links de donde he tomado las imágenes que ven en este post, por si quieren profundizar:



Ya saben que opino que las tendencias están ahí para inspirarnos y adaptarlas a nuestro propio estilo, e independientemente de ellas la originalidad, creatividad y apetencia de cada persona es lo que da verdadero estilo a su imagen personal. Esto es una manera más de divertirnos opinando...
¿Qué opinan de las tendencias para esta temporada?¿Cuáles les gustan y cuáles mejor pasar página?
BESOS!!