sábado, 12 de abril de 2014

Tratamiento capilar Rio de coco CMD, review

Muchas ya sabéis que estoy probando opciones para ir eliminando paulatinamente las siliconas de mis productos para el cabello. Debido a eso, me tentó este tratamiento capilar cuyos componentes son 100% veganos. Sin embargo, y pese a sus efectos, reconozco que me cuesta.
Me explico mejor y les doy todos los detalles en este post ;)


1. CMD y "Río de coco": 
Ya os hablé de esta marca cuando es reseñé este desmaquillante al aceite de rosas. Esta marca de cosmética natural alemana tiene una línea para el cuidado de piel y pelo, llamada "Río de coco", basada en este principio activo como agente estrella en casos de sequedad o falta de nutrición.
Con respecto al uso del aceite de coco como ingrediente cosmético, ellos mismos nos hablan de sus beneficios: el aceite de coco es rico en ácidos grasos esenciales, vitaminas (B1, B2, B3, B6, C, E, ácido fólico) y minerales (calcio, hierro, magnesio, fósforo, zinc). Contiene ácido láurico sobre el 50%, y ácido cáprico aproximadamente 7%. Los estudios han demostrado que el aceite de coco afecta positivamente los niveles de colesterol, fortalece el sistema inmunológico, estimula el metabolismo y promueve el bienestar.

En esta línea, como el aceite de coco se por presión en frío y no es refinado, desodorizado, hidrogenado ni blanqueado. Con respecto a sus propiedades,el aceite de coco estimula las propiedades naturales de reparación de la renovación celular: reduce el enrojecimiento, protege la piel contra los radicales libres y tiene un efecto de enfriamiento agradable. Por lo tanto, el aceite de coco se refiere a menudo como un "agente anti-envejecimiento" natural.

Dentro de la línea encontramos muchísimas propuestas para la hidratación corporal, cremas de manos, mascarillas faciales, hidratante, leche corporal... y, entre otras, el tratamiento capilar que vamos a ver ahora mismo.

2. El producto: características.

La presentación de este producto es en un bote de 50 ml. y en formato sólido, como ocurre con otras marcas de este mismo principio. Para utilizarlo (y dado que es necesaria muy poca cantidad) podemos calentar un poco en las palmas de las manos o incluso en un pequeño cuenco, unos segundos en el micro-ondas.
Con respecto a su uso, es necesario aplicar MUY POCA cantidad de medios a puntas de forma previa al lavado (unos quince o veinte minutos) y luego proceder a nuestra rutina de higiene normal.
El olor es suave y agradable pero persistente. A mi el olor a coco me encanta y por eso me resulta placentero, no obstante no es cargante (lo digo para quienes no sois tan partidarias de este aroma).
Con respecto a su precio, es muy asequible si tenemos en cuenta que dura muchísimo: en Ecco-verde lo encuentran por 4'99 euros.
Finalmente y tal como predica la marca, los ingredientes son otro punto fuerte de este producto: aceite de coco, ceras vegetales, tocoferol (vitamina E) y perfume.

3. Opinión personal: un buen producto...si te acostumbras a usarlo.
Aquí viene mi paradoja personal: siendo un buen producto...no me resulta cómodo de usar. Acostumbrada a aprovechar el rato de la ducha para usar la mascarilla mientras doy otras rutinas (exfoliantes, por ejemplo), tener que raspar, calentar y aplicar un buen rato antes esta mascarilla se me hace un poquito cuesta arriba...tanto, que no descarto volver al formato "normal" en cuanto pueda, sinceramente.
Me da pena, porque soy consciente de que a nivel de composición es mucho más respetuoso que una mascarilla de "marca comercial", pero la verdad es que en este caso el formato se me resiste bastante y no podía dejar de compartirlo con vosotras porque el uso del cosmético también condiciona que repitamos o no con él. Personalmente, tengo las tardes bastante ajustadas y este tipo de gestos los prefiero sencillos.

¿Os ha pasado alguna vez que os guste un cosmético pero se os haga "durillo" utilizarlo?...seguro que sí.
BESOS!!

Me gusta