viernes, 28 de noviembre de 2014

Amapola de invierno (look, manicura y outfit)

No sé si os he contado en alguna ocasión que mi flor favorita es la amapola. Frágil, pero preciosa y salvaje (y capaz de causar efectos devastadores según se consuma jajaja!). Aprovechando una manicura en la que estrené unos productos de los que mañana os hablo, hice un look inspirado en los tonos de esta bonita flor. Negro, rojo y verde son los tonos que predominan...lo difícil es cuadrarlos para que no queden demasiado extraños, porque el rojo y el verde son totalmente opuestos.
Espero haberlo conseguido en el look que os propongo hoy :)
1. La manicura.
Es la inspiradora del look, ya que está basada en unas water decals con motivos de amapolas que mañana os reseñaré junto con otras cositas. Gracias a lo sencilla que es esta técnica, conseguimos una manicura muy vistosa en un ratito de nada.
 

En mis uñas, aparte de las citadas calcomanías, llevo los tonos:
  • Vert Chlorophylle de Bourjois Línea So Laque! Ultra Shine.
  • 346 - Deep Black Chief de Anny.
  • Mnpooi de MoYou London.
2. El maquillaje.
Como os decía en la entradilla, tenía claros los tonos pero no cómo usarlos para que no se matasen. La solución fue dejar al verde un lugar secundario, pero agradecido.
El negro lo reservé al párpado superior, en el que hice un ahumado con la base de una sombra en stick de Deborah en el tono 08. No es negra, sino gris acero muy oscuro y en ese sentido me ayudó a destacar las partículas brillantes de la sombra posterior, la Love in London de la paleta Romance Vintage de Sleek. El corte lo suavicé con la sombra Propose in Prague de la misma paleta, un marrón rojizo mate ideal para este fin.
Como ven, el lagrimal tiene un toque de plata muy blanquecino: es de nuevo una sombra de la paleta que os comento, llamada Pretty in Paris. Me gusta porque da un aire distinto al ahumado.

Era el turno del verde y como os comentaba, lo relegué al párpado inferior, donde considero que queda bonito sin "rechinar" con el rouge de labios. En primer lugar marqué la waterline y a ras de pestañas inferiores con un lápiz verde oscuro de Zoeva; posteriormente difuminé la parte externa con una sombra verde mate de Martora.
Apliqué máscara, arreglé las cejas y listos los ojos.

En cuanto al rojo, apliqué en los labios el precioso tono Kroutzen de L'oreal, un rojo intenso y puro.
 Os dejo el resto de productos de rostro en la imagen final, y unas cuantas fotos del look al completo. 






3. El outfit.
 

O tal vez lo correcto sería decir "el vestido" porque es el protagonista, en este caso, de la propuesta de prendas. Es de Sfera y me encanta su corte, algo evasé con bolsillitos, lo calentito y cómodo que es y, como no, su intenso color "amapola" ;)
Lo combiné con unas medias de Calcedonia y unas botas de Hispanitas.

¡Y eso es todo!
¿Les gustan las amapolas tanto como a mi? ;)
BESOS!!



Me gusta