lunes, 27 de abril de 2015

Corales (look y manicura primaverales)


Es llegar la primavera y las ganas de coral se multiplican. Aprovechando una camisa en este tono que os enseñé hace ya tiempo en un haul de moda, os propongo hoy un look que mecla dos versiones del coral: la más cálida, anaranjada, con una rosa más fresca.

Junto a ella, una manicura con la técnica del reverse stamping que os expliqué hace poco paso a paso.
Vamos a verlo todo.
1. El look.

Se da la casuística de que el color de la camisa es algo "difícil": según la mires, y según le dé la luz, parece más anaranjada o un rosa vivo de los que mi madre llama "rosa arropía" (click para saber qué es ;)
Así que decidí no mojarme con un único tono, sino mezclar ambos. El tono de azulón a ras de pestañas inferiores, da además un toque más colorista y primaveral al conjunto. Pero vayamos paso a paso que os cuente todo...

En primer lugar, para crear una base cálida en mi piel que no es muy clara (y por eso corro el riesgo de que los tonos claros se pierdan algo), apliqué la sombra en stick de Kiko 28, un tono melocotón algo satinado.
Es el turno de usar y mezclar las sombras. Del lagrimal a la mitad del párpado móvil tenéis una anaranjada, que es el tono Twinset de Look Beauty. De la mitad a la zona externa he usado un pigmento rosa de Nyx, llamado Very Pink Pearl. . En la zona central se advierte un rosa más desalavado, fruto de haber difuminado ambos tonos entre sí.
Terminé la zona superior marcando la cuenca con un gris oscuro de LOLA muy difuminado, sombra vainilla mate en el arco de la ceja y delineado negro.

Como os comentaba anteriormente, a ras de pestañas inferiores apliqué un lápiz azulón y en la waterline el beige de Sephora, para abrir la mirada. Puse máscara y fije mis cejas para terminar.


Era el turno de escoger los tonos para rostro y decidí sacar mi trío de coloretes en crema de Sleek: el California. Si bien no me gustaron tanto como los formatos en polvo de la marca, tienen tonos muy bonitos para aprovechar en estas épocas de mejor tiempo. Tanto en mejillas como labios llevo una mezcla de los tonos OC y Newport Peach (primero y tercero de la paleta, respectivamente). La verdad es que fue una buena idea, porque encuentro el resultado muy favorecedor.










Os dejo foto de familia de los principales productos usados:


2. La manicura.
Como estoy tan contenta con los resultados de la técnica que os comentaba anteriormente, porque permite estampar motivos en muchos tonos, decidí decorar mi uña anular con un motivo de flores coloreadas en diferentes colores: rosa, amarillo, verde, celeste y naranja.
Las uñas restantes van en un tono café suave, con un topo en menta y otro en naranja para decorar y armonizar con la "uña decorada".


Eso sí, la técnica mola pero se usan muchos esmaltes...esto ya, es a elección personal.

¿Habéis sacado ya vuestros tonos coral a paseo?
Espero que os haya gustado.
BESOS!!

@gadirroja en INSTAGRAM