jueves, 2 de junio de 2016

Mis primeros productos Ziaja...Impresiones matizadas :S

Cuando salió Ziaja, sufrimos tal boom informativo en Internet, que literalmente, llegué a saturarme de la marca sin haberla probado.
Eso provocó que me pasase meses y meses sin acercarme a un stand de la marca: hay muchas en el mercado (y cada vez más) y no era algo que me quitara el sueño.
No obstante, tras leer una review muy positiva de su exfoliante enzimático y con el aliciente de que la venden en una de mis tiendas locales favoritas de Granada (La Casita de Cocó), decidí lanzarme, por fin, a probarla.
Hoy os traigo mis impresiones sobre dos productos, con sus luces y sus sombras.
¡Vamos al lío!


1. Pomada ¿de oliva? ¿natural?

Muchas ya sabéis que no hay cosa que me cabree más que sentirme engañada en cosmética (y, obviamente, más en otros campos!). Yo entiendo que lo natural vende y que está de moda, pero las empresas deberían saber ya que - cada vez más - las usuarias tenemos la costumbre de leer los ingredientes y, en muchos casos además, LOS ENTENDEMOS.




Compré este "linimento" sabiendo lo que era: una pomada con base en parafina. La parafina - derivada del petróleo - es cualquier cosa menos natural. Y ojo, la compré a pesar de ello porque en las cremas de manos no me han ido mal (de hecho hay tratamientos de cabina basados en mascarillas de parafina para las manos) y pensaba dar este uso al linimento. Pero ni pensar de ponerlo en sitios como los labios o la piel del rostro donde vaselinas y parafinas, a la larga, me generan más deshidratación.
Por cierto, la "cera microcristalina" es, pese a su nombre, una parafina también. Y si seguís leyendo...hay otra.

Tres parafinas en un producto "natural" con aceite de oliva en una posición bastante posterior, como podéis ver. 
¡Y ojo! (insisto) Estas líneas no son una guerra a la parafina (ni os imagináis la de productos de farmacia que la llevan como excipiente, id a vuestro botiquín y leed las cremas y pomadas), sino al engaño.
Aparte, os cuento que no pude sacar la crema del tubo en que venía de ninguna manera (ni llamando a Chuck Norris a que apretase) y tuve que cortarlo. 
Su textura es muy, muy densa y la sensación es de un producto muy ceroso. Si tienes las manos muy mal, te va a paliar la sensación de escozor de manera inmediata. Pero si quieres reparación, deberías completarla con una crema más natural que a actúa más a largo plazo. Yo usaría ésta para paliar de forma inmediata, y la otra para ir reparando.
Su precio es muy económico, pero por el detalle del bote y del engaño...no repetiría.

2. Exfoliante enzimático de algas marinas.

Este fue el producto que me animó a lanzarme con la marca, y fue gracias a una review de Eneri, que es una chica que me parece muy prudente y de cuya opinión me fío muchísimo.

Ya sabéis el rollo que tengo con la piel cuando me dan las crisis de alergia (no lo quiero decir muy fuerte, pero cada vez más ligeras y espaciadas, parece que voy controlando el tema): la piel se enrojece y se pone muy reactiva...para luego pelarse en escamas y presentarse sequísima. En este segundo momento, una exfoliación suave me viene muy bien para terminar de "eliminar las pielecitas" y luego hidrato en profundidad con aceites naturales y al día siguiente, piel bien.

Como este exfoliante se indica para pieles secas y yo siempre los uso mecánicos...me dió curiosidad probar el enzimático, que funciona a nivel químico. A nivel de ingredientes, encontramos aceite de colza, glicerina, alga laminaria, extracto de papaya, alga nori, etc.. Bastante mejor inci que la pomada, debo decir.

Su textura es tipo crema y se recomienda su aplicación una o dos veces a la semana (yo lo hago solo una vez y cuando me pelo, como os decía). Hay que dejarlo actuar de 10 a 15 minutos - yo lo dejo 10 - y evitar, como es lógico, la zona del contorno.


Su precio ronda los 4 euros y con él, sí repetiría.

Y hasta aquí mi primer contacto con la marca.
No sé - sinceramente - si habrá más teniendo en cuenta la gran oferta de marcas que tenemos.
Pero espero que mis opiniones os hayan sido útiles.
¿Alguna maravilla que me esté perdiendo de Ziaja?
¡¡BESOS!!

@gadirroja en INSTAGRAM