sábado, 24 de noviembre de 2012

Look practicando el delineado.


A veces, con esto del delineado, me pasa lo mismo que cuando me estaba preparando el examen de conducir: justo cuando creo que ya lo domino, me sale echo un churro un buen día! jajaja

Personalmente, pienso que mis delineados son mejorables pero no están mal (como para no salir a la calle con ellos jajaja!). Sin embargo, como todo aquello que nos resulta costoso, es algo que se ve muy influído por cómo tengamos el día.
Personalmente soy de las que opinan que un buen look de maquillaje debe llevar un delineado que enmarque la mirada.
El caso es que una mañana que quise aprovechar para hacer looks, tuve que desechar ambos porque el delineado me salió horrible. Unos días después, encabezonada en seguir practicando y logar algo pasable como me suele suceder...lo conseguí. Aquí les dejo el look, que es muy sencillito...

Está hecho con la paleta que me envió Ginger de sombras mate y la verdad es que no me canso de repetir que es un básico que necesitan. En el párpado móvil apliqué una sombra café (la cuarta de la primera fila) y en el arco de la ceja una vainilla (la segunda, de la primera fila). A continuación, simplemente, delineé.
En esta ocasión para hacerlo utilicé el gel liner de Kiko de la Lavish Collection que les reseñé hace varias semanas. Ya saben que me gusta mucho, pero que opino que hay que pillarle el truco porque es mucho más líquido que un gel liner normal.
A continuación dí un poco de sombra negra mate a ras de pestañas inferiores para marcar levemente la mirada también. Y apliqué la máscara.


Mi idea del look era crear algo fresco y sencillo, ya que en los ojos había trabajado tan poquito, así que decidí "aframbuesar" mejillas y labios:


Ojo a este colorete de Kiko, que lo tenía poco usado porque en verano lo relegué al olvido, y ahora lo he rescatado y aviso que va a salir tela. Es el tono 101, chocolate, un marrón rojizo muy cálido. Es necesario aplicarlo con cuidado porque incluso en mí que soy media tirando a morena, queda muy intenso.

Y el labial es el Red Butler de Catrice, de la colección Hollywood Fabulous 40's. Me encanta el tono entre rojo y rosa intenso que tiene, lo encuentro muy favorecedor. También llevo un toque de luz con mi apreciado Lou-manizer, de The Balm.

Ojo al dato, que en la foto de los potingues aparece todo menos el delineador, que es el protagonista del look...ay, qué cabeza!!
¿Les suele pasar con el delineado que según les pille el día, sale pasable o para morir? jajaja

@gadirroja en INSTAGRAM