miércoles, 8 de julio de 2015

Solares Clarins 2015: 7 productos...Mil ocasiones.

Hace ya semanas que tengo preparados todos mis cuidados de cara al verano y al bronceado corporal y facial. Hoy os cuento cómo es mi manera de broncearme, bastante variada por cierto, mientras que conocemos la completa propuesta de Clarins para que disfrutemos al máximo del sol…sea cómo sea nuestra manera de tomar colorcito.
¡Vamos a verlo!

1. Historia de un bronceado…variado.
Como os decía en la entradilla, si algo caracteriza mi manera de tomar color es la variedad, además del hecho de que lo hago muy rápidamente por mi fototipo y otros factores que inciden (entre los que mi hermana cree firmemente y yo he terminado dándole la razón que está la alimentación: como muchísima verdura y con ella, alimentos que favorecen el bronceado como la zanahoria, el tomate, el brócoli, los pimientos…).
Con respecto a esta variedad, mi manera de tomar color es progresiva, rápida y diversa por los siguientes motivos:
  • Como muchas sabéis, vivo en plena sierra y trato de llevar una vida activa: Esto hace que a menudo salga al campo con mi pareja o mis hijas y en cuanto comienza la primavera, mi rostro, brazos y escote toman ya mucho color (por supuesto, con la protección pertinente).
  • Cuando aprieta ya el calor, como sucede ahora, tenemos espacio para poner una pequeña piscina que disfrutan a diario mis niñas (y sus papás, para qué negarlo) y que da lugar a que yo lea todos los días un ratito al sol y mi bronceado sea ya homogéneo (tripa, piernas…) y bastante intenso a estas alturas de Julio.
  • Finalmente, también durante varias semanas a lo largo del verano, disfruto de las playas de mi tierra: Cádiz, por lo que el “remate” de color se termina de completar gracias a ese bonito acabado dorado que dejan los rayos cuando se toman cerquita del mar.
En todo este “calendario solar” hay una serie de productos de Clarins que me son indispensables y que vamos a ver ahora mismo.


2. Siete productos y mil ocasiones… Solares de Clarins: ANTES.
Como ya os he contado en alguna ocasión, mis hábitos y fototipo de partida me permiten no tirar de autobronceadores porque - a salvo de las piernas - cuando llega Mayo, ya tengo un color de rostro, brazos y escote más que saludable ;)
Pero sé que muchas lectoras (y más de una amiga) sí necesitan una ayudita extra, por lo que es interesante siempre recordar las propuestas de Clarins al respecto porque son siempre efectivas y muy sencillas de usar.


3. Siete productos y mil ocasiones… Solares de Clarins: DURANTE.

3.1. Creme Solaire Anti-Rides: Un rostro ya bronceado, pero siempre protegido.
Os conté al comenzar el calor cuál estaba siendo mi protector de cabecera para diario. Como era lógico y dado que salía a caminar por la montaña, como os decía en el apartado anterior, comencé por un SPF más alto. Ahora que ya estoy bronceada, la crema solar antiarrugas me da lo que necesito...sin aportarme grasa de más porque es muy ligera. La llevo en mi neceser de la playa o piscina y allí es donde la voy disfrutando.


3.2. Spray Solaire Huile Embellissante: Un viejo amigo.
Porque ya el año pasado disfruté de su compañía también en playa y piscina. Me encanta lo fácil y cómodo que es de usar y el olorcito tan rico que deja tanto en la piel como en el cabello.


4. Cinco productos y mil ocasiones… Solares de Clarins: DESPUÉS.

4.1. Baume Aprés Soleil Regénérant: Para toda la familia.
Este difusor de 400 ml. me está salvando el verano: es refrescante, perfumado y sobre todo, altamente hidratante por lo que las niñas, el papi y servidora le estamos dando muchísima tralla.



4.2. Eau Ensoleillante: un gustazo para todos los sentidos.
Directamente, lo que yo denominaría "un pelotazo": no solo porque su aroma es delicioso sino porque efectivamente, sus efectos sobre el ánimo ¡se notan!
No estoy diciendo ninguna fruslería ni nada mágico: todas sabemos de los efectos de la aromaterapia, es sólo una acertada vuelta de tuerca más.



4.3. Huile Irisée Après Soleil.
Junto con la fragancia, para mi ha sido de los mejores descubrimientos del verano. No porque los otros productos no sean igual de estupendos, pero es que estos dos últimos representan para mi "un paso más allá" en innovación y tratamiento, a la par que belleza.


A la izquierda, un zoom del aceite y a la derecha, vertido sobre la piel. Finalmente, abajo, extendido sobre la piel para que veáis el efecto tan bonito, pero no brillante ni escandaloso.

 



¿Conocíais los solares de Clarins?

Si tenéis oportunidad, no dejéis de probar la fragancia y el aceite para después del sol porque os van a conquistar :)
BESOS!!

Me gusta